CINE: “IRON MAN 3″ Y “NOCHE DE VINO Y COPAS”.

Tras el fiasco de la última versión de “Oz”, mis amigos Mónica y Ramiro, por aquello de compensarme, me proponen que vayamos a ver la última entrega del superhéroe de la factoría Marvel, “Iron Man 3″…por poco me la siguen debiendo. Y es que uno se cansa ya de lo poco original que son las secuelas. Si no fuera por su buena factura (lo he dicho ya más de una vez, que los medios modernos hacen que los efectos especiales de las películas sean maravillosos…otra cosa es el contenido) y el sentido del humor que, fundamentalmente del protagonista (Robert Downey Jr hace con este personaje lo que con Sherlock Holmes, les dota de una fina ironía que nos hace verlos con agrado y una sonrisa), contienen algunos diálogos, la peli no pasaría a la historia (y puede que lo haga, por lo que ya está recaudando a nivel mundial, lo que casi nos asegura una cuarta entrega…glups!). En esta historia, el excéntrico y multimillonario Tony Stark (en contra de lo habitual con los superhéroes, públicamente conocido como “Iron Man”), se ve atacado por un malvado científico (Guy Pearce, “En tierra Hostil”), al que despreció años atrás y ahora quiere vengarse destruyendo todo a su alrededor, incluida a su querida amiga Pepper Potts (Gwyneth Paltrow repite y saca su carácter). Debilitado por la gran fuerza enemiga que comanda el misterioso Mandarín (el gran Ben Kingsley, “Gandhi”, aporta calidad a la película), contará otra vez con la ayuda, entre otros, del Coronel Rhodes (Don Cheadle, “Hotel Rwanda”) para salvar su mundo. Podemos ver y escuchar también a habituales de la saga como Jon Favreau (que dirigió las dos primeras) o Paul Bettany (la voz de “Jarvis”, el ayuda cibernético), y otros actores como Miguel Ferrer, William Sadler, James Badge Dale, Rebeca Hall o el niño Ty Simpkins (“Revolutionary Road”) que le da buena réplica al protagonista. El director es Shane Black.  Los seguidores de este “hombre de acero” se pueden ver defraudados por la cantidad de ayuda que ahora necesita el colega…

Los daneses, que vienen mostrándonos últimamente un buen cine, y con reconocimientos importantes (“En un mundo mejor”, Oscar a Mejor Película Extranjera, “Un asunto real”, nominada este año,…), nos presentan ahora una comedia dirigida por Ole Christian Madsen, “Noche de Vino y Copas” (también titulada “Superclásico”). Y hay que decir que maneja correctamente los buenos ingredientes que tiene para hacer una comedia: el mundo del fútbol (con la rivalidad del clásico River- Boca de fondo), el del vino y las relaciones familiares complicadas (con un divorcio y una boda de fondo). Christian (Anders W. Berthelsen) es el dueño de una tienda de vinos en Copenhage, que decide irse a Buenos Aires a recuperar a su mujer Ana (Paprika Steen), representante de jugadores y que se ha liado con la estrella del Boca, Juan Diaz (Sebastián Estevanez), con quien pretende casarse, por lo que le ha pedido el divorcio. Le acompaña en su viaje su hijo adolescente Oscar (Jamie Morton), un tipo rarito de pelotas, que se enamora de la guía del cementerio de la Recoleta (creo que se llama así…). La situación desesperada del protagonista puede dar penita, lo que no quita que se produzcan escenas cómicas muy conseguidas como las conversaciones con la familia de la novia de Oscar. Hay otros personajes que aportan su punto al largo, como la enigmática criada Fernanda (Adriana Mascialino) una especie de ángel de la guarda para Christian, o el productor de vinos cascarrabias, que también suelta sus indirectas al prota. Correcta comedia que dura poco más de hora y media (se agradecen estos metrajes).

 

FIESTA CRÉATE.

Cuelgo algunas fotillos de la fiesta de presentación de la Fundación CRÉATE que tuvo lugar en El Callejón de Serrano el pasado Jueves 18 de Abril, y que tuve el honor de presentar (mi vida sin un micrófono no tiene sentido). CRÉATE quiere imbuir en los jóvenes de 10 a 12 años un espíritu emprendedor que, cuando sean mayores, puedan utilizar si alguna vez se lanzan a crear una empresa. España está necesitada de emprendedores.

No estoy cantando…sino aconsejando a la directora del colegio que nos visitó, que se pegara el micro a la boca que no se escuchaba!!

Empieza el sorteo…bien flanqueado por Isabel y Margarita de CRÉATE.

La alegría de los afortunados.

Soy feliz repartiendo suerte…y con una copita en la mano.

Para más info www.fundacioncreate.org.

 

 

LA MEJOR IMPROVISACION ES…LA QUE UNO SE PREPARA.

Lo que sin duda puede ser un contrasentido, es una de las claves de las buenas presentaciones: prepararte lo que vas a improvisar. Y utilizo esta foto de la Cena Benéfica de Amsudan (www.amsudan.org) que presenté el pasado Lunes día 15 de Abril para ilustrar mi afirmación (por otro lado, generalizada en el gremio de los comunicadores…profesionales). Si el éxito de una presentación depende en gran medida de una buena preparación de la misma (contenidos, apoyos gráficos,…., ensayos, ….), porqué no dedicarle un tiempo a tener en cuenta posibles situaciones que se puedan dar durante la presentación para que no te “pillen” por sorpresa, o para tener más recursos que “vistan” mejor tu “speech”. Prepararse ante los imprevistos (aquí incluiría el Q&A anglosajón…”questions and answers”,,,preveer preguntas y respuestas que te puedan hacer tus interlocutores). ¿Y que hago en la foto? Mientras el resto cena, yo le doy un repaso a los regalos que luego tengo que sortear, por si alguno me sugiere algo, que en el momento del sorteo pueda utilizar como “gag” (chiste) y así amenizar con “comentarios al margen” lo que si no sería un aburrido sorteo más. Y creo que funciona.

 

CINE: “OBLIVION”.

El genero de ciencia ficción en el cine tiene una gran ventaja con el paso de los años. Los medios técnicos que van apareciendo, sobre todo los referidos a efectos especiales, permiten a sus creadores hacer “maravillas” estéticas. Eso si, cuando nos referimos al contenido, la cosa cambia. Al menos es lo que pienso de “Oblivion”, la última película creada para el lucimiento del incombustible Tom Cruise. La recreación de una Tierra arrasada al estilo “El Planeta de los Simios” o de unas persecuciones tipo “La Guerra de las Galaxias”, están correctamente conseguidas. Pero poco más aporta esta historia sobre Jack Harper (nada que ver con “Jack Reacher”, la última aparición de Cruise), una especie de vigilante de la Tierra del año 2070 y pico, en teoría deshabitada, con la excepción de los “carroñeros”. Su función junto con su compañera de “torreta” flotante Vika (Andrea Riseborough, la Wallis Simpson de “W.E.”) es controlar la extracción de recursos hacia donde se suponen están ahora los humanos, y supervisar a los “drones”, que son como una pelotillas voladoras que controlan todo. Todo va tranquilamente hasta que, en uno de sus garbeos con su helicóptero tipo libélula por la devastada Tierra, se encuentra con una humana, Julia (Olga Kurykenko, la ex-chica Bond vista en “Centurión”), lo que le hace replantearse todo lo que había creido hasta ahora. Lo dicho, la peli dirigida por Joseph Kosinski (su segundo largo tras “Tron: Legacy”) es un pelín “pestiñet”. Se me hizo larga (poco más de dos horas) sobre todo por esas escenas y sueños nostálgicos para rellenar. Por ahí aparece liderando a los rebeldes el gran Morgan Freeman (ya ha llovido desde “Paseando a Miss Daisy”), a quien acompañan el televisivo Nicolaj Coster-Waldau (“Juego de Tronos”) y Melissa Leo (“The Fighter”). Definitivamente recomendada para las Cruiseadictas que quieran verle poniendo caritas…

CINE: “EFECTOS SECUNDARIOS”.

El prolífico y, por lo general, taquillero Steven Soderbergh (“Traffic”, la saga “Ocean´s….”, “Erin Brockovich”,…), dirige el “thriller” “Efectos Secundarios”, con los problemas de la depresión, el consumo de medicamentos (y sus efectos secundarios…) y los “mamoneos” de la industria farmaceútica (experimentar con pacientes, incentivar a médicos,…) como ejes de la trama. Emily Taylor (Rooney Mara, la Lisbeth Salander del “Millenium” yanqui, a la que parece le van estos papeles de mujeres “complicadas”) es una diseñadora con tendencias depresivas que comete un intento de suicidio coincidiendo con la excarcelación de su marido Martin (el guaperas Channing Tatum, “Querido John”, “La Legión del Aguila”,…), que había sido condenado por estafa (muy actual el tema…). Si en un tiempo pasado Emily fué tratada por la doctora Siebert (Catherine Zeta-Jones, vista recientemente en “La trama”,…), esta vez cae en manos del doctor Jonathan Banks (un siempre correcto Jude Law, el último Dr. Watson en los “Sherlock Holmes” de Robert Downey Jr). Su adicción a los medicamentos y los efectos del último recetado por el Dr. Banks, Ablixa, provocan que Emily asesine a su marido. Entonces el Dr. Banks se convierte en investigador con la intención de descubrir lo que realmente pasó. !! No os asustéis¡¡ No he desvelado nada que no cuenten los “trailers” o los críticos especializados en sus avanzadillas previas a los estrenos. Además, es a partir de aquí cuando la peli coge ritmo y empieza la verdadera movida, con algunos giros sorprendentes y bien planteados por el director. La música del multinominado a los Oscars Thomas Newman ayuda a crear el ambiente necesario. Se deja ver.

CINE: “TESIS SOBRE UN HOMICIDIO”.

Interesante “thriller” “Tesis sobre un homicidio”, dirigido por Hernán A. Goldfrid  (“Música en espera”). Película argentina con participación española, TVE, ICO, etc,…El profesor de la facultad de derecho Roberto Bermúdez (Ricardo Darín, “El Secreto de tus ojos”, posiblemente el mejor actor hispano del momento), es testigo de un asesinato que ocurre justo enfrente de su clase. Sospecha que uno de sus alumnos, Gonzalo (Alberto Ammann, “Celda 211″), es el asesino, y que, a pesar de su aparente admiración por él, le está retando descaradamente. Empieza a investigar por su cuenta (la justicia duda de él) y lo que él ve tan claro, se va complicando poco a poco. La peli gira en torno al personaje de Darín, que interpreta magníficamente a su personaje, el típico investigador borrachín (aficionado a la etiqueta azul) con una vida personal desastrosa (separado,…), que ya hemos visto o leido en las mejores novelas del género (en este caso un abogado/profesor metido a detective). El duelo interpretativo con Ammann se lo lleva de calle. La peli mantiene la correcta tensión necesaria, pero peca de un final mejorable (a modo de “coitus interruptus”). Calu Rivero, aporta sensualidad y belleza en el papel de la hermana de la víctima.

CINE: “FOR GREATER GLORY…CRISTIADA”

Cuesta pensar que en un pais tan católico como México, hubo una vez, no muy lejana, que la Iglesia estuvo duramente perseguida por los gobernantes de nuestro pais hermano. Y es esto lo que cuenta fielmente “For Greater Glory” (o “Cristiada”), considerada la película más cara de la historia del cine mejicano. Nos situamos en el año 1926. El Presidente Plutarco Elías Calles (interpretado por el músico/artista panameño Rubén Blades, “El Mexicano”), promulga la denominada Ley Calles por la que se quiere implementar lo que dictaba sobre la iglesia católica la constitución de 1917, en la que básicamente se quería quitar todo el poder a la misma. El descontento del pueblo es tal que, ante la imposibilidad de tumbar la ley por medios pacíficos (reunir firmas), se crean unas fuerzas, “Los Cristeros”, para luchar contra la brutal represión gubernamental. Al frente sitúan al General Enrique Gorostieta (un placer volver a ver liderando una peli al cubano Andy García, “Los Intocables”, “El Padrino III”,….), un militar retirado dedicado a fabricar jabones y no muy creyente, que, influido entre otros por su esposa (la “mujer desesperada” Eva Longoria, más señorona que nunca), acepta el reto. Larga de metraje (casi dos horas y media), su etiqueta de superproducción se pretende reflejar, además, en las escenas bélicas o de masas, que se recrean de manera correcta (aunque sin llegar a la utilización de extras al estilo China….aquí se notan más los recortes). El drama histórico dirigido por un experto en efectos especiales como Dean Wright (ha participado en “Las Crónicas de Narnia”, “El Señor de los Anillos”, “Titanic”,…) muestra con claridad lo que ocurrió entonces, y aprovecha para desarrollar historias particulares de algunos de los héroes y mártires que allí participaron (interesante el resumen final que cuenta los reconocimientos que tuvieron con los años). A destacar la historia del niño José (Mauricio Kuri). El elenco de actores/actrices es internacional destacando, además de los ya citados, a la colombiana Catalina Sandino Moreno (“María, llena eres de gracia”) como una de las activistas; al guatemalteco Oscar Isaac (“Agora”) como uno de los guerrilleros míticos, “El Catorce”; el venezolano Santiago Cabrera (“Che, el argentino”); el local Eduardo Verástegui; el canadiense Bruce Greenwood, como Embajador USA o el tejano Bruce McGill como el Presidente de los EEUU, Calvin Coolidge. Pero sobre todos ellos, es un placer seguir viendo al gran irlandés Peter O´Toole, el eterno “Lawrence de Arabia”. En los créditos aparece como productor Juan Domingo Beckman, a quien tuve el placer de conocer hace muchos años. Su tequila José Cuervo también es “protagonista discreto” de la película. Animo a ir a verla por lo interesante del tema. Daros prisa, que está distribuida en pocas salas.

CINE: “LOS CROODS”.

La factoría DreamWorks, una de las grandes animadoras del cine de animación a partir de los 90 (“Shrek”, “Madagascar”, “Kung Fu Panda”,…), se adentra en la Prehistoria (como ya hizo la Fox Animation con la exitosa “Ice Age”) para presentarnos una entretenida historia sobre una familia cavernícola, “Los Croods”, que vive en la rutina de cazar de día para subsistir, y escondidos en la caverna de noche para protegerse de la oscuridad. Así hasta que la hija rebelde, Ip, conoce a Chico, que les conduce en búsqueda de la luz. Así se inicia un viaje lleno de sobresaltos. Si bien la variopinta familia se nos muestra como podríamos imaginarnos eran los prehistóricos, brutos y básicos (así hay muchos todavía…), los guionistas les dotan de personalidades actuales: el padre protector receloso de la suegra pesada, la ya citada hija rebelde, el hijo bobalicón,…Una impecable producción donde los más jóvenes disfrutarán de los golpes de humor infantiles (trastazos, simpáticos animales…otros no tanto,…), y los adultos que les acompañen pasarán un rato agradable (hay una incipiente historia de amor, mensajes positivos referidos a la importancia de la familia unida,…). Como dato decir que en la versión original estrellas como Nicholas Cage, Emma Stone o Ryan Reynolds han prestado sus voces a los personajes. El cine de animación sigue en forma.

CINE: “OZ” Y “G. I. JOE”…

Sinceramente no me gusta hablar mal de ninguna peli (creo que todas tienen su mérito…y su público…hasta las de Malick…que en breve vuelve), pero reconozco que el pasado Jueves Santo, arrastrado por mis queridos amigos Mónica y Ramiro (siguen pidiéndome disculpas…), tuve mi propia dosis de “pasión y recogimiento” viendo “Oz: Un mundo de fantasía”. Y el caso es que sobre el papel podía parecer interesante, con un director como Sam Raimi (sus “Spiderman” con Tobey Maguire son muy correctos) y unas estrellas como James Franco (“127 horas”, …ahora entiendo que Robert Downey rechazara el papel…), Michelle Williams (“Blue Valentine”), Rachel Weisz (“Agora”) y Mila Kunis (“Cisne Negro”). Pero quitando alguna gotita de humor y el colorido (paisajes tipo “Avatar”), no hay por donde cogerla. Por cierto, cuenta la historia de un mago, Oz, que perseguido en la tierra, aparece en el fantástico mundo…de Oz…, donde los habitantes le esperan como agua de Mayo para que les libere de las garras de la bruja mala. Dicho lo anterior creo que está funcionando muy bien en taquilla a nivel mundial…más trabajo para los psiquiatras infantiles.

Para recuperarme, al día siguiente me metí en el cuerpo una de tiros y acción: “G.I Joe: la venganza”. Era previsible que “G.I Joe: the rise of Cobra” tuviera una secuela, esta, y me temo que habrá más. En esta ocasión el protagonista es Dwayne Johnson (“El Rey Escorpión”) que lidera a estas fuerzas especiales basadas en unos cómics de mitad del siglo pasado que dieron lugar a los famosos muñecos de HASBRO. Le pega todo a “The Rock” su papel. Se mantienen algunos protagonistas de la primera entrega como Channing Tatum (“Magic Mike”, en breve le veremos también en “Efectos Secundarios”), y la saga se refuerza con la presencia del incombustible Bruce Willis, esto siempre es una garantía. En este caso los G.I. Joe tendrán además de luchar contra la organización criminal COBRA, lidiar con intrigas políticas que quieren acabar con ellos. Dirigida por Jon Chu (“Street Dance”), en el filme aparecen también Byung-hun Lee, D.J. Cotrona, Jonathan Pryce o Ray Stevenson. Para aficionados a ese cine tan maravilloso donde hay poco que pensar y simplemente pasar el rato viendo mamporros.